¿Las puertas del éxito se cerraron para ti?

¿Las puertas del éxito se cerraron para ti?

Por Redacción Periódico

«Lo siento, no hay vacantes», «Necesitamos a alguien con más experiencia», «Aquí lo que buscamos son mentes frescas», «En realidad necesitamos a alguien titulado, de preferencia con posgrado», «Muchas gracias, nosotros te llamamos», «¡Cobras muy caro por el trabajo que haces!».

¿Cuántas veces has escuchado alguna o varias de estas frases cada vez que vas a una entrevista de trabajo o alguien requiere de tus servicios?

Ya has enviado tu curriculum a todas las vacantes de tu área, hasta de las que no son tu especialidad. Amigos y conocidos te recomiendan con alguien. Sin embargo, te cierran las puertas abruptamente en más de una ocasión. A veces ni eso, tocas y nadie te abre.

Cumples con los requisitos, tienes disposición, haces un excelente trabajo, pero ¿por qué nadie te contrata?

No es el momento de rendirse y desistir, estamos a principios de año y este tiene que ser el más exitoso, por medio de tu fe, se abrirán las puertas que hasta ahora han permanecido cerradas. ¡Es el momento para que destaques!

En la Biblia está escrito: «Esto dice el Santo, el Verdadero, el que tiene la llave de David, el que abre y ninguno cierra, y cierra y ninguno abre» (Apocalipsis 3:7).

 

Sus problemas económicos pasaron a la historia

Magaly Fuentes: «Antes, mi economía y mi visión eran diferentes. No me sentía capaz de realizar algo, pues no sabía por dónde empezar. Pasé una temporada mala y al tomar decisiones, nada me salía bien. Al participar en el Congreso para el Éxito, las cosas cambiaron. Trabajo en lo que me gusta, soy chef de una de las cadenas más importantes de utensilios de cocina y las bendiciones no acaban. Me hacía falta la dirección de Dios para triunfar y aquí la encontré».

Juan Belmont: «Llegué a la reunión muy mal en mi economía. Tenía estudios y estaba preparado profesionalmente, pero sin oportunidades. Mis proyectos estaban estancados… ¡nada se me daba! En el Congreso para el Éxito, aprendí que no se puede lograr nada sin Dios por más preparado que uno esté. De no tener ni un peso para comer, hoy tengo departamentos, negocios y carros, además de ayudar a mi familia económicamente hablando. ¡Todo lo logré aquí!».

Participa en el Centro de Ayuda que te quede más cerca. Te esperamos, no te vas a arrepentir.

   

comentarios

[fbcomments url="http://universal.org.mx/2018/02/07/las-puertas-del-exito-se-cerraron-ti/" width="100%" count="off" num="3" countmsg="wonderful comments!"]

Free WordPress Themes, Free Android Games